La bajada del precio de la resina condiciona las perspectivas de su aprovechamiento en Galicia

Administrador/ junio 7, 2020/ Sin categoría

  • De los 1,07 euros por Kg. que se pagaron el año pasado se pasó esta campaña a alrededor de 90 céntimos, lo que reduce la rentabilidad de la extracción, que se venía expandiendo en la comunidad en los últimos años.

La situación de precios de la resina en el mercado internacional ha llevado esta campaña a una bajada de su cotización en España. Si el pasado año, se pagaba en Galicia a 1,07 euros por kilo, este año el precio rondará los 90 céntimos, según las previsiones que se manejan. «Es una bajada de casi el 20% en un trabajo que ya anteriormente estaba en el umbral de la rentabilidad. Con estos precios, pasa a no ser rentable», lamenta Edgar Fernández, uno de los resineros que trabaja en Galicia y que fue de los pioneros en impulsar la recuperación de la actividad, hace ya 6 años.

El resurgimiento de la extracción de la resina en la última década, que se vivió tanto en Castilla como en menor medida en Galicia, se ve así frenado por la caída de la cotización de la miera, a la espera de lo que pase en próximas campañas. Entre los productores, se estima que precios menores a 1 euro / Kg. no compensan el trabajo.

En la comunidad, Edgar calcula que el pasado año hubo unas 15 – 20 personas dedicándose parcialmente al aprovechamiento. «Llevábamos unos años de crecimiento, pero este año bajará porque los números no dan. Si antes ya lo veía como una actividad complementaria, este año más», señala Edgar, que además de resinar en comunidades de montes de Caldas de Reis y Catoira alrededor de 3.000 pinos, también se dedica a trabajos forestales.

Otro de los primeros resineros en iniciar la actividad en Galicia hace unos años, Xián Santos, apunta también a los precios como un factor que desincentiva el resinado. «Con la bajada de la resina, derivada de factores como la competencia internacional y la crisis del coronavirus, se reducirá la extracción. Con estos números, puede ser una actividad complementaria, pero no principal, ya que hay que tener en cuenta los gastos, como las cuotas de autónomos», valora Xián, que este año está por segunda campaña resinando un pinar de una comunidad de montes en Pantón (Lugo), junto con un equipo de otras tres personas.

«Estamos haciendo 10.600 caras, con pinos a una cara y pinos a dos caras, tanto de pino del país («Pinus pinaster») como de pino insigne. Este año la campaña está siendo muy buena, con una buena meteorología en primavera, con calor y pocas lluvias, y esperamos llegar a los 3 Kg de resina por pino. El año pasado nos habíamos quedado en 2,2 Kg., pero hay que tener en cuenta que había sido la primera campaña, que siempre es menos productiva», explica.

Futuro

¿Cuál es el futuro del resinado en Galicia». Edgar y Xián coinciden en verlo como una posible actividad complementaria. «Este año me llamaron muchas personas que son pequeños propietarios forestales y que estaban pensando resinar su pinar, de 1-2 hectáreas, como una actividad complementaria, pero cuando les explicas que tienen que darse de alta de autónomos, se echan para atrás», explica Edgar.

«Una solución podría ser permitir que el resinado cotizara sólo en el IRPF, sin necesidad de que la persona se dé de alta en la Seguridad Social, igual que se hace por ejemplo con algunas actividades agrícolas o pesqueras que son complemento de la renta familiar», valora.

Otra posibilidad pasa por destinar apoyos de la Política Agraria Común al resinado, como se pide desde colectivos de Castilla.

«La extracción de resina podría ser viable como complemento para una persona que se plantee resinar 1.500 – 2.000 pinos y sacar una renta extra en el año» – concluye Edgar-. «También sería necesario optimizar el sistema de extracción. Igual en lugar de trabajar 6-7 meses al año para extraer 3 Kg., tenemos que pensar en un sistema similar al de la Aquitania francesa, trabajar 2 meses para lograr 2 Kg. por árbol», reflexiona.

Edgar está colaborando con el Centro de Investigación Forestal de Lourizán en la investigación de sistemas de extracción de la resina y de posibilidades para su mecanización en Galicia, si bien también señala que hay que tener en cuenta que la mecanización repercutiría en un aumento de costes.

Otro de los proyectos de investigación que se están desarrollando en la comunidad lo lleva Letme Soluciones, con experiencias en la comunidad de montes de Ferroedo (Pantón), en la que trabaja Xián Santos, y en otros montes vecinales de Galicia.

Desde Valdeorras, la sociedad Xagoaza Pinaster tenía también previsto iniciar este año la extracción y procesado de resina con el método Borehole, si bien la iniciativa se mantiene por ahora en una fase «experimental», según recogió recientemente el diario La Región. Desde Campo Galego contactamos hoy telefónicamente con la empresa, que por el momento no atendió nuestra petición de información.

La comunidad de montes de Baroña prevé cosechar 50 toneladas esta campaña

En los últimos años, el principal punto de extracción resinera en Galicia es la comunidad de montes vecinales de Baroña (Porto do Son), que el año pasado recogió 40 toneladas, vendidas a Resinas Naturales (Segovia), y este año prevé alcanzar las 50 toneladas. «Tenemos una brigada de cuatro personas dedicada prácticamente en exclusiva a la resina, trabajando 15.000 pinos», explica el presidente de la comunidad, Ovidio Queiruga, que destaca el potencial de la zona para el resinado. «Por el clima de nuestra zona, los pinos tienen una parada invernal mínima, con lo que se puede resinar casi todo el año», destaca.

Sobre el precio, Ovidio apunta que este año se mueve en valores que podían ser esperables. «El precio de 1,07 euros del año pasado había sido muy bueno. Este año los precios del mercado internacional aun no están definidos, pero un precio fijo de 90 céntimos, como el que se apunta, podía ser esperable para alguna campaña. Hay que tener en cuenta que por ejemplo Portugal se mueve en precios menores, con unos precios variables de 83 céntimos de precio mínimo y 1,20 de máximo, en función del mercado», señala.

FUENTE: CAMPOGALEGO

Compartir esta entrada